Salud Salud
Blog del Exito

 

abr
22

Nuestro día está lleno de retos, de actividades por hacer, de reuniones, de ideas que materializar…

¿Cuál es nuestra actitud frente a todos estos retos?. Partimos de la base de que somos personas y no máquinas, personas que se pueden ver influenciadas por un comentario negativo que puede echar por tierra un trabajo de días, si tenemos cualquier tipo de estímulo en negativo podemos hundirnos…

Pero ¿y si pudieras tener una estrategia personal que te ayudara a mejorar tus resultados rápidamente y fácilmente y conseguir tus objetivos?

Aprende a mejorar tus resultados y conseguir los objetivos que te propones

En nuestra mente hay muchísima información, no está del todo ordenada pues el constante cúmulo de sensaciones, de deberes, de momentos cargados de intensidad no nos deja pensar con claridad en cada acción que hacemos, pero es el momento de enfrentarnos a la tarea pendiente con decisión, claridad, positivismo, motivación y alegría.

Porque no hay reto que te  pueda minar la moral, y si su resultado no es el esperado, piensa que de los errores se aprende, y son el mejor de los maestros.

Así que en tu día a día, espeja la mente, respira hondo y organiza tu actividad.

  • ¿Cuál es el objetivo?
  • ¿Con qué herramientas cuento?
  • ¿Qué plazo tengo?
  • ¿Tengo todo lo necesario?

Plantéate las preguntas que sean necesarias y verás como las respuestas te las va dictando tu propio cerebro. Todo lo que necesitas eres tú mismo.

Una vez estás en este punto, empieza a caminar…

Cada vez que logres un hito, sonríe, ya estás más cerca del objetivo. Visualiza la tarea realizada con una gran sonrisa en tu cara. ¡Trabajo bien hecho!

La estrategia a seguir es poder avanzar con paso firme sabiendo que la vida en sí es un camino donde encuentras gente amable que te acompaña durante un rato, gente que intenta hacerte variar de camino, hay piedras, hay vallas, llueve… ¿y qué?… Avanza…

Los objetivos personales son de cada uno, y el verdadero motor de que tus resultados mejoren rápidamente es que empieces a llevarlos a cabo y tengas la convicción de que todo va a salir bien.

La frustración, y el miedo no son más que barreras y vallas que se nos plantean para no avanzar… ¡salta la valla! ¡bordea la barrera! encuentra una solución para poder seguir en la línea que te trazaste.

Cuando las cosas no salen cómo esperabas, párate y piensa ¿qué debo aprender de esta situación?, la vida nos plantea examen tras examen y sólo cuando los aprobemos podremos pasar al siguiente nivel… Entonces ¿qué nos detiene? ¡Avancemos!

Cambia tus “no puedo” por “puedo hacerlo”, quítate la pereza y pon una buena dosis de diligencia (Diligencia es  hacer lo que debemos hacer con el esfuerzo necesario con que debe hacerse…), sustituye el miedo por valentía, activa la sensación de felicidad al ver que los retos se cumplen, que todo fluye, pide al Universo que las piezas del tu puzle encajen, que todo sea como debe ser. Y avanza… Conseguirás mejorar tus resultados y conseguir tus objetivos.

Para que tus resultados mejoren rápidamente sólo debes querer.

Todo lo demás vendrá sólo…

Ahora párate, respira y disfruta del resultado.

¿Quieres saber más sobre cómo puedes conseguir tus objetivos? Descúbrelo aquí

You can leave a response, or trackback from your own site.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.

Copyright © - Adictos al éxito 2012 - All Rights Reserved.